Estados Unidos crea más puestos de trabajo de lo previsto, desempleo sigue en 3,6%

Los empleadores estadounidenses crearon en mayo más puestos de trabajo de lo esperado, lo que sugiere que las empresas siguen confiando en la demanda y las perspectivas de la economía.

Las nóminas no agrícolas aumentaron en 390.000 el mes pasado, después de un incremento revisado de 436.000 en abril, según un informe del Departamento del Trabajo publicado el viernes. La tasa de desempleo se mantuvo en un 3,6%, y la tasa de participación en la fuerza laboral aumentó.

La mediana de las estimaciones de los economistas encuestados por Bloomberg era de un incremento de 318.000 en las nóminas y una caída al 3,5% en la tasa de desempleo.

El informe sugiere que los empleadores lograron llenar los puestos vacantes en el mes. Aunque los responsables de la política monetaria de la Reserva Federal siguen presionando con más aumentos de tasas de interés, una mayor participación laboral podría contribuir a frenar el crecimiento salarial que alimenta las presiones inflacionarias.

El ingreso promedio por hora aumentó un 0,3% frente a abril y un 5,2% con respecto al mismo mes del año pasado, una desaceleración respecto al 5,5% del mes anterior.

La Fed ha adoptado una postura de política monetaria más agresiva en un esfuerzo por frenar la inflación más alta en décadas, y ha indicado que subirá las tasas en medio punto tanto en junio como en julio. Aunque es probable que estos esfuerzos alivien las presiones sobre los precios, también corren el riesgo de provocar una menor demanda de mano de obra, sobre todo en sectores sensibles a las tasas de interés, como la vivienda y la construcción.

Al mismo tiempo, se espera que el crecimiento general del empleo se desacelere en los próximos meses a medida que el mercado laboral alcance los niveles de empleo previos a la pandemia y la tasa de desempleo se mantenga en un nivel históricamente bajo. Esto significa que los aumentos mensuales de las nóminas de medio millón o más, como los experimentados en los últimos dos años, probablemente terminaron en Estados Unidos.

Tomado de: LA REPÚBLICA